Cuidados de las rosas

Cuidados de las rosas

Cuidados de las rosas

Los meses de mayo-junio marcan el comienzo de la gran temporada de las rosas. Una supervisión regular y algunos cuidados son base suficiente para garantizarnos una bella floración. A continuación veremos una serie de consejos a seguir para los cuidados de las rosas.

Y lo primero de lo que hablaremos será del riego de los rosales. Éstos tienen un sistema de raíces profundas. Un rosal adulto puede casi valerse por sí mismo para aprovechar el agua subterránea que necesita, pero los más jóvenes no.

Por eso debemos asegurarnos que los rosales recién cultivados tengan un riego regular, ya que el sistema radicular está poco desarrollado. Riega directamente sobre el pie de la planta para evitar mojar el follaje, que puede promover enfermedades. Por supuesto puedes abonar el suelo para que retenga mejor la humedad.

La eliminación de flores marchitas es otra tarea a cuidar en nuestros rosales. Esta limpieza tiene un doble efecto: primero cuidamos su apariencia, que será mucho más agradable, y después estimulamos la aparición de nuevos brotes.

¿A qué longitud hay que cortar? Generalmente por encima de la segunda hoja a partir de la flor marchita. Si es posible realiza el corte en bisel opuesto a la hoja restante, lo que evitará que se acumule el agua.

Otro aspecto a considerar es la eliminación de los serpollos o chupones que se desarrollan en los injertos. Éstos son fácilmente reconocibles: hojas y espinas difieren marcadamente de los usados ​​por las "buenas" ramas.

Estos no tallos florales agotan la planta. Debemos asegurarnos de quitarlos tirando de ellos lo más bajo posible del suelo. Si no puedes arrancarlos con la mano, puedes utilizar las tijeras de podar. Pero cuidado con ello, porque la probabilidad de que vuelvan a crecer aumenta.

Fertilizantes en la temporada. Antes de que el primer gran florecimiento llegue (principios de mayo) puedes hacerles a los rosales un aporte de fertilizante. Elige preferentemente un fertilizante en forma granular, que enterraremos en el suelo previamente regado. Un nuevo aporte a mediados de julio estimulará el nuevo florecer de los rosales trepadores.

¿Fertilizantes para rosas? Los fertilizantes para rosas son altamente potásicos, con un valor de K muy elevado. Lo ideal es que éstos hayan sido enriquecidos con magnesio, elemento que refuerza su colorida y favorece su resistencia a las enfermedades.

Si quieres leer más consejos para el cuidado de las rosas, puedes hacerlo desde el siguiente enlace de nuestra web amiga FlorWiki http://rosas.florwiki.com/cuidados-de-las-rosas

Compártelo en tu red social: